Ocupa una extensión aproximada de unos 15.200 metros cuadrados está rodeado por unos grandes jardines cerrados. Fue durante mucho tiempo el antiguo casal de los condes de Aiamans y varones de Lloseta. Con los siglos sufrió sucesivas reformas y, de hecho, actualmente no se conserva nada del edificio primitivo. Tampoco existen documentos gratics, referentes al palacio, anteriores a la reforma que se realizó a finales del siglo XIX.

El antiguo edificio tuvo una gran importancia debido a su función como sede administrativa o judicial del señorío. De hecho, albergaba la antigua posesión de Son Togores, la desmembración de la que, en la segunda mitad del siglo XX, dio lIoc a varios procesos de urbanización y cuenta la localización urbana de este palacio.

Ya en el siglo XX, y como propiedad de la familia March, se realizó (1940) una reforma interior, aunque se mantuvieron algunas de las obras artísticas que quedaban de el anterior propietario Maria Gual y de Togores, conde de ‘Ayamans.

La familia March contribuyó a esta reforma con parte de su colección artística. Será en esta época cuando tendrá lIoc la reforma y reconstrucción de una nueva fachada y de los actuales jardines, bajo la dirección del arquitecto Gabriel Alomar.

La familia March vendió la propiedad en 1975 a la sociedad Lloseta SA. Actualmente es habitado y se utiliza para hacer actos culturales.

En octubre de 1988, fue declarado Bien de Interés Cultural. Posteriormente, y ya en la década de los noventa, ha sufrido una última transformación que consiste en la eliminación del muro que cerraba el exterior del Palacio, dejando a la vista los jardines interiores.

Palau d'Aiamans

Palau d'Aiamans

Es l'edifici més representatiu i amb més anomenada del poble. Situat just devora de l'església parroquial, en el centre de la vila...